OPINIÓN

Carta de una católica correntina a Monseñor Lugones

De mi mayor consideración: Me dirijo a Ud. con dolor como católica practicante y ciudadana argentina, para manifestarle la gran preocupación que nos producen las inadecuadas posturas políticas y ofensivas, que esta a...

De mi mayor consideración:

Me dirijo a Ud. con dolor como católica practicante y ciudadana argentina, para manifestarle la gran preocupación que nos producen las inadecuadas posturas políticas y ofensivas, que esta adoptando en la Argentina un sector del Clero.

Me refiero específicamente a la no tan sutil alianza que están realizando en “nombre de los pobres” de Argentina, con la dirigencia reconocidamente corrupta del gremialismo nacional.

Nadie puede ignorar la carencia moral de los “señores” Moyanos, Barrionuevo, Sobrero, y de tantos otros que se han enriquecido a costa de la buena fe de los legitimos trabajadores y que ahora usan la pobreza como justificativo para no ir presos y para destituir al actual gobierno que soberanamente fue elegido por la mayoría de los argentinos. Contrariamente, no considero que el dinero bien ganado, honestamente, sea un pecado y menos, cuando se sabe compartir y no se es egoísta.

Llama la atención y ofende Monsenor Lugones, vuestra ignorancia del origen real de la miseria y pobreza que uds. han decidido adjudicar al presente gobierno, pero que han sabido tolerar en silencio por doce 12 consecutivos al régimen kirchnerista que lo provoco.

Uds saben o tienen la obligación de saber, que la familia Kirchner demostradamente fundió el Estado Nacional apropiándose de millones de pesos, dólares y euros, que en este preciso momento estarían paliando la miseria de muchos! E Igualmente, las fortunas de L.Baez, Cristobal Lopez y el Lopez de las bolsas de dinero escondidas en un seudo convento. Verguenza ajena sentimos muchos….

Como ofende que estos y muchos otros traidores de la Patria sean “consolados” recibiendo del Santo Padre, Rosarios bendecidos .  Uds, saben bien que no se convierten almas perversas,y no arrepentidas, con solo estos gestos.

Como se agiganta en estos tiempos la figura de San Juan Pablo II! El supo armonizar en momentos muy difíciles para su Patria y el mundo, los extremos y sin ofender a nadie.

Es de rogar que Su Santidad Francisco repita con nosotros, el gran gesto que tuvo ante Chile recientemente,  y  pida  perdón a los argentinos católicos que nos sentimos ofendidos y confundidos.  

Vuestra conducta me ha hecho entender que Caritas ya no necesita de nuestra ayuda, pues ahora podrá contar con los millonarios aportes del gremialismo enriquecido, por lo tanto yo personalmente,  no volveré a colaborar con la misma.  Desde ya,  y como siempre lo he hecho, continuare ayudando y colaborando con los autenticos pobres en mi ámbito.  

 

Atentamente, S. S. Zubieta de Barreto

  • Fecha 04.07.2018
  • Sección Ciudad
  • Enlace permanente http://sietepuntasdigital.com/site/detail/9143-carta-de-una-catolica-correntina-a-monsenor-lugones